Algunas ideas para la decoración de la mesa navideña



Dice el dicho que todo entra por los ojos. Y es cierto, ya que no hay nada más lindo que una mesa bien presentada.

La mesa navideña es el lugar de reunión de las familias, es ocasión para el encuentro, los recuerdos, la memoria de los que ya no están. Por ello, debe ser un momento especial de festejo, y se trata no solo de preparar exquisitos platos y postres navideños, sino también presentarlos de la mejor manera posible.

Para la preparación de la mesa navideña deberán tenerse presente ciertos conceptos, como ser qué comida se servirá en la Noche Buena, con cuántos invitados se contará, de cuánto espacio se dispone, si la mesa es amplia o pequeña, entre otros.

Tener en claro estos puntos será muy importante al momento de planear la mesa navideña, ya que deberá evaluarse si  toda la vajilla, los cubiertos, copas y centro de mesa se pueden disponer cómodamente, o si por el contrario se deberá contar con una distribución más práctica y que ocupe menos espacio.

En primer lugar, deberá escogerse la mantelería. Esta deberá ser de color blanco preferentemente, ya que realza los alimentos y la vajilla y da sensación de limpieza. El mantel deberá ser de tela; aquellos manteles de plástico o de hule no son elegantes. Se puede optar por manteles blancos que posean dibujos o detalles navideños, en dorado, verde o rojo, que son por excelencia los colores navideños. También, puede elegirse un mantel rojo.

Respecto de las servilletas, las mismas preferentemente deben ser de tela y que combinen con el mantel. Dado que no son tan higiénicas como las servilletas de papel, se pueden elegir estas últimas con motivos navideños.

Las servilletas deben colocarse sobre el plato, dobladas o en forma de triángulo, o sobre el lado izquierdo. Algunos dicen que se colocan sobre el lado derecho, pero el protocolo dicta que se colocan sobre el lado derecho solamente cuando ya han sido usadas.

Si se opta por dejar en cada uno de los platos, como presentación, una tarjeta, un obsequio o alguna entrada para comenzar la cena, la servilleta deberá colocarse sobre el lado izquierdo.

Uno de los protagonistas de la mesa navideña es, sin lugar a dudas, el centro de mesa. Si es cierto que luego con el correr de la noche y la necesidad de espacio en la mesa para colocar los platos termina estorbando, pero no se concibe una mesa de festejo como la navideña sin un centro de mesa.

No es necesario que se trate de un centro de mesa ostentoso, sino que puede hacerse con muy poco. Frascos de vidrio son sal y en el centro una vela son opciones sencillas de realizar, y quedan muy bien. Otras alternativas de centros de mesa pueden incluir piñas, ramas, troncos y por supuesto siempre velas, las cuales deben ser bajas.

En cuanto a la disposición de los platos, primero se colocará el plato base, y sobre él los restantes platos que se vayan utilizando. El pan se debe disponer en un platito en el extremo superior izquierdo, y si se va a servir manteca o algún queso para untar, deberá colocarse en su propio plato en el extremo superior derecho, con el respectivo cuchillo o pala untadora.

Debe tenerse en cuenta el espacio que se tiene en la mesa para que todos los invitados quepan en ella sin estar apretados, y que los platos queden bien dispuestos.

En referencia a los cubiertos, el protocolo establece que deben colocarse de afuera hacia adentro según el orden de utilización. El estricto apego a esta regla deberá evaluarse según se trate de una mesa formal o más informal, pero nunca está de más conocer estos detalles. En cuanto a los niños, es suficiente con que tengan un tenedor y una cuchara, ya que si se tratare de niños pequeños el cuchillo puede ser un elemento con el que se lastimen, y dependiendo de su edad pueden necesitar la ayuda de un adulto para cortar.

Para culminar, deben disponerse dos copas por plato, una para el agua y otra para el vino. La del espumante para el momento del brindis puede traerse luego, no siendo necesario colocarla desde el comienzo de la cena.

Fuente: https://www.mayoristadeblanco.com.ar/novedades/algunas-ideas-para-la-decoracion-de-la-mesa-navidena-6096/

Dice el dicho que todo entra por los ojos. Y es cierto, ya que no hay nada más lindo que una mesa bien presentada.

La mesa navideña es el lugar de reunión de las familias, es ocasión para el encuentro, los recuerdos, la memoria de los que ya no están. Por ello, debe ser un momento especial de festejo, y se trata no solo de preparar exquisitos platos y postres navideños, sino también presentarlos de la mejor manera posible.

Para la preparación de la mesa navideña deberán tenerse presente ciertos conceptos, como ser qué comida se servirá en la Noche Buena, con cuántos invitados se contará, de cuánto espacio se dispone, si la mesa es amplia o pequeña, entre otros.

Tener en claro estos puntos será muy importante al momento de planear la mesa navideña, ya que deberá evaluarse si  toda la vajilla, los cubiertos, copas y centro de mesa se pueden disponer cómodamente, o si por el contrario se deberá contar con una distribución más práctica y que ocupe menos espacio.

En primer lugar, deberá escogerse la mantelería. Esta deberá ser de color blanco preferentemente, ya que realza los alimentos y la vajilla y da sensación de limpieza. El mantel deberá ser de tela; aquellos manteles de plástico o de hule no son elegantes. Se puede optar por manteles blancos que posean dibujos o detalles navideños, en dorado, verde o rojo, que son por excelencia los colores navideños. También, puede elegirse un mantel rojo.

Respecto de las servilletas, las mismas preferentemente deben ser de tela y que combinen con el mantel. Dado que no son tan higiénicas como las servilletas de papel, se pueden elegir estas últimas con motivos navideños.

Las servilletas deben colocarse sobre el plato, dobladas o en forma de triángulo, o sobre el lado izquierdo. Algunos dicen que se colocan sobre el lado derecho, pero el protocolo dicta que se colocan sobre el lado derecho solamente cuando ya han sido usadas.

Si se opta por dejar en cada uno de los platos, como presentación, una tarjeta, un obsequio o alguna entrada para comenzar la cena, la servilleta deberá colocarse sobre el lado izquierdo.

Uno de los protagonistas de la mesa navideña es, sin lugar a dudas, el centro de mesa. Si es cierto que luego con el correr de la noche y la necesidad de espacio en la mesa para colocar los platos termina estorbando, pero no se concibe una mesa de festejo como la navideña sin un centro de mesa.

No es necesario que se trate de un centro de mesa ostentoso, sino que puede hacerse con muy poco. Frascos de vidrio son sal y en el centro una vela son opciones sencillas de realizar, y quedan muy bien. Otras alternativas de centros de mesa pueden incluir piñas, ramas, troncos y por supuesto siempre velas, las cuales deben ser bajas.

En cuanto a la disposición de los platos, primero se colocará el plato base, y sobre él los restantes platos que se vayan utilizando. El pan se debe disponer en un platito en el extremo superior izquierdo, y si se va a servir manteca o algún queso para untar, deberá colocarse en su propio plato en el extremo superior derecho, con el respectivo cuchillo o pala untadora.

Debe tenerse en cuenta el espacio que se tiene en la mesa para que todos los invitados quepan en ella sin estar apretados, y que los platos queden bien dispuestos.

En referencia a los cubiertos, el protocolo establece que deben colocarse de afuera hacia adentro según el orden de utilización. El estricto apego a esta regla deberá evaluarse según se trate de una mesa formal o más informal, pero nunca está de más conocer estos detalles. En cuanto a los niños, es suficiente con que tengan un tenedor y una cuchara, ya que si se tratare de niños pequeños el cuchillo puede ser un elemento con el que se lastimen, y dependiendo de su edad pueden necesitar la ayuda de un adulto para cortar.

Para culminar, deben disponerse dos copas por plato, una para el agua y otra para el vino. La del espumante para el momento del brindis puede traerse luego, no siendo necesario colocarla desde el comienzo de la cena.

Dice el dicho que todo entra por los ojos. Y es cierto, ya que no hay nada más lindo que una mesa bien presentada.

La mesa navideña es el lugar de reunión de las familias, es ocasión para el encuentro, los recuerdos, la memoria de los que ya no están. Por ello, debe ser un momento especial de festejo, y se trata no solo de preparar exquisitos platos y postres navideños, sino también presentarlos de la mejor manera posible.

Para la preparación de la mesa navideña deberán tenerse presente ciertos conceptos, como ser qué comida se servirá en la Noche Buena, con cuántos invitados se contará, de cuánto espacio se dispone, si la mesa es amplia o pequeña, entre otros.

Tener en claro estos puntos será muy importante al momento de planear la mesa navideña, ya que deberá evaluarse si  toda la vajilla, los cubiertos, copas y centro de mesa se pueden disponer cómodamente, o si por el contrario se deberá contar con una distribución más práctica y que ocupe menos espacio.

En primer lugar, deberá escogerse la mantelería. Esta deberá ser de color blanco preferentemente, ya que realza los alimentos y la vajilla y da sensación de limpieza. El mantel deberá ser de tela; aquellos manteles de plástico o de hule no son elegantes. Se puede optar por manteles blancos que posean dibujos o detalles navideños, en dorado, verde o rojo, que son por excelencia los colores navideños. También, puede elegirse un mantel rojo.

Respecto de las servilletas, las mismas preferentemente deben ser de tela y que combinen con el mantel. Dado que no son tan higiénicas como las servilletas de papel, se pueden elegir estas últimas con motivos navideños.

Las servilletas deben colocarse sobre el plato, dobladas o en forma de triángulo, o sobre el lado izquierdo. Algunos dicen que se colocan sobre el lado derecho, pero el protocolo dicta que se colocan sobre el lado derecho solamente cuando ya han sido usadas.

Si se opta por dejar en cada uno de los platos, como presentación, una tarjeta, un obsequio o alguna entrada para comenzar la cena, la servilleta deberá colocarse sobre el lado izquierdo.

Uno de los protagonistas de la mesa navideña es, sin lugar a dudas, el centro de mesa. Si es cierto que luego con el correr de la noche y la necesidad de espacio en la mesa para colocar los platos termina estorbando, pero no se concibe una mesa de festejo como la navideña sin un centro de mesa.

No es necesario que se trate de un centro de mesa ostentoso, sino que puede hacerse con muy poco. Frascos de vidrio son sal y en el centro una vela son opciones sencillas de realizar, y quedan muy bien. Otras alternativas de centros de mesa pueden incluir piñas, ramas, troncos y por supuesto siempre velas, las cuales deben ser bajas.

En cuanto a la disposición de los platos, primero se colocará el plato base, y sobre él los restantes platos que se vayan utilizando. El pan se debe disponer en un platito en el extremo superior izquierdo, y si se va a servir manteca o algún queso para untar, deberá colocarse en su propio plato en el extremo superior derecho, con el respectivo cuchillo o pala untadora.

Debe tenerse en cuenta el espacio que se tiene en la mesa para que todos los invitados quepan en ella sin estar apretados, y que los platos queden bien dispuestos.

En referencia a los cubiertos, el protocolo establece que deben colocarse de afuera hacia adentro según el orden de utilización. El estricto apego a esta regla deberá evaluarse según se trate de una mesa formal o más informal, pero nunca está de más conocer estos detalles. En cuanto a los niños, es suficiente con que tengan un tenedor y una cuchara, ya que si se tratare de niños pequeños el cuchillo puede ser un elemento con el que se lastimen, y dependiendo de su edad pueden necesitar la ayuda de un adulto para cortar.

Para culminar, deben disponerse dos copas por plato, una para el agua y otra para el vino. La del espumante para el momento del brindis puede traerse luego, no siendo necesario colocarla desde el comienzo de la cena.


Artículos relacionados

  • Dificultades para conseguir un préstamo Comenzaremos diciendo que hay a quién no le cuesta nada conseguir un préstamo rápido, pero también hay que tener en cuenta, a aquellos a los que les resulta misión imposible que su […]
  • Posicionamiento SEO para psicólogos Los tiempos han cambiado, la tecnología ha influido muchísimo en esto, y para un profesional no es tan sencillo hacerse conocer y diferenciarse de sus colegas, a los fines de captar mayor […]
  • Cómo comprar todo lo que quieres Enfrentarte a un nuevo año no implica solo felicidad y alegría. Muchas veces cargas también con preocupaciones económicas que has ido arrastrando con los meses, y que esperas que se […]
  • Startup tecnológica premia a sus trabajadores con un viaje a Mykonos El emprendedor quiso premiar a todo su equipo por los excelentes resultados de Entire Digital, que cierra su primer año con una facturación de más de un millón de euros y más de 10 […]
  • CAROLINA MARIN JUEGA EN BARCELONA Ya queda menos de un mes para que las estrellas mundiales del bádminton desembarquen en Barcelona. A finales de Febrero se disputará en esta ciudad de Barcelona el Spain Máster de […]

Publicado por el 14 Dic, 2019 | Publicar un comentario



Publicar un comentario

Debes estar identificado para publicar un comentario.

Destacados

Compartir en las Redes Sociales