¿Cómo elegir el aire acondicionado ideal para tu hogar?



El verano ha llegado y en algunas zonas el calor es sin duda un completo martirio y es que a pesar de que en varias partes del país esté lloviendo hay momentos en los que ni la lluvia logra refrescarnos.

Muchas veces es en la noche cuando sufrimos más estas altas temperaturas. Dar vueltas en la cama y sentir que las cobijas nos queman, es algo común en época de calor. Abrir las ventanas no es la mejor opción, debido al aire caliente y a los incómodos mosquitos. Es en estas condiciones cuando necesitamos un aire acondicionado.

Cuando pensamos en esta idea lo primero que puede venir a nuestra mente es acudir a una tienda, comprarlo y llegar a casa a instalarlo, pero esto no es tan sencillo si se quiere tener uno de buena calidad. Y es que lo cierto es que muchas veces no pensamos en todas las demás acciones después de colocarlo como si se requiere de una reparación de aire acondicionado en Tula Hidalgo o en Ensenada.

¿En qué fijarme al comprar mi aire acondicionado?

Cuando se hace una compra de aire acondicionado, es necesario fijarse en algunos puntos importantes, para que hagas la correcta.

Para empezar, los equipos se fabrican en capacidad de tonelada o con la abreviación de unidades térmicas inglesas (BTU). Las capacidades para el hogar son las siguientes:

½ tonelada > 6000 BTU
1 tonelada > 12000 BTU
1 y media tonelada > 18000 BTU
2 toneladas > 24 BTU

Otro punto a considerar al momento de adquirir un aire acondicionado, es el tamaño de la habitación para aclimatar y la zona geográfica en la que te encuentras. México se divide en cuatro principales zonas geográficas, dependiendo del clima y capacidad; de esta forma podrás seleccionar de manera adecuada tu aire acondicionado, sin gastar de más o comprando un equipo inadecuado para ti.

Las zonas son las siguientes:
Zona 1: Nayarit, Jalisco, Colima, Zacatecas, Aguascalientes, Guanajuato y Tlaxcala
Zona 2: Michoacán, Estado de México, Hidalgo, Puebla, Morelos, Querétaro y D.F.
Zona 3: Baja California Sur, Tamaulipas, San Luís Potosí, Guerrero y Oaxaca
Zona 4: Sonora, Chihuahua, Coahuila, Nuevo León, Baja California Norte, Sinaloa, Durango, Tabasco, Chiapas, Campeche, Quintana Roo y Yucatán

Como podrás darte cuenta elegir una aire acondicionado de calidad que te sirva para lo que realmente necesitas y sobre todo que sea adecuado debe ser elegido con ciertas consideraciones, además no debes olvidar que para mantenerlo en óptimas condiciones deberás considerar revisarlo al menos dos veces al año y tendrás que buscar a los mejores especialistas por ejemplo para dar mantenimiento de aire acondicionado en Tula Hidalgo o en Nayarit, ya que al ser zonas diferentes requiere de un mantenimiento adecuado para cada uno.

¿Cómo ahorrar energía con el aire acondicionado?

Una de las principales objeciones para adquirir un aire acondicionado es el aumento en el gasto de energía y por ende en la cuenta de luz, pero no te desanimes te vamos a dar algunos consejos para que puedas disfrutar de un ambiente fresco en tu hogar y no quieras salir de ahí.

No dejes escapar el aire: Si tu casa no ha sido renovada o ya tiene varios años de construcción es muy posible que el aire se pueda escapar por las puertas, ventanas o algunas grietas que tenga. Lo más recomendable es que solicites a quien te lo va a instalar que te haga un presupuesto de gasto energético y que pueda indicarte si hay fugas y recomendarte cómo hacer tu aire más eficiente o si lo prefieres puedes hacerlo tú sólo debes colocarte en la puerta o ventanas y mover la mano junto a las ranuras, si sientes la corriente de aire entonces deberás tapar las grietas y cambiar los sellos de goma.

Mantén las cortinas cerradas: si dejas entrar el sol por la ventana lo que pasará es que el termostato se disparará, además de que calentará innecesariamente las habitaciones, si mantienes las cortinas o persianas cerradas también podrá ayudarte a evitar que el aire frío se escape por el vidrio debido al efecto de aislamiento.

No conviertas tu casa en el polo norte: si de verdad quieres tener un ahorro significativo debes colocar el termostato en la temperatura más alta que puedas aguantar, aunque no lo creas un par de grados más son la gran diferencia para ver una cuenta de luz menor.

Busca alternativas: una solución para no gastar tanto es usar ventiladores de techo, éstos se pueden utilizar cuando las temperaturas no sean tan altas. Aunque no lo creas tener un ventilador de techo hace que la habitación tenga una sensación térmica de 10 grados menos de lo que es la temperatura en ese momento, además de que se puede ahorrar mucha más energía que con el aire acondicionado tradicional.

Sigue estos consejos y disfruta de tu hogar con un clima fresco para disfrutar en familia.


Artículos relacionados


Publicado por el 26 jul, 2017 | Publicar un comentario



Publicar un comentario

Debes estar identificado para publicar un comentario.

Destacados

Compartir en las Redes Sociales