¿Cómo motivar a tus empleados?



Uno de los mayores retos que enfrentan los emprendedores o jefes que tienen colaboradores para supervisar, es mantenerlos motivados para lograr mejores resultados para la empresa. Y es que es normal que muchos hayan iniciado sus actividades laborales con el mayor entusiasmo y ganas pero con el tiempo y debido a factores como el estrés o la rutina hayan perdido la motivación y ya no tengan el mismo rendimiento y compromiso con el que iniciaron.

De acuerdo con un estudio realizado por Gallup, un grupo internacional enfocado en investigaciones para el crecimiento empresarial, solamente el 13% de las personas encuestadas se sentían felices con su trabajo, el 63% no sentía ninguna motivación y el 24% lo odiaba. Aunque esto sólo es un estudio, es una muestra de lo que viven la mayoría de las empresas.

Y es que uno de los peores enemigos del crecimiento empresarial es la desmotivación laboral, ya que reduce la eficacia de las actividades, frena la innovación o puede crear conflictos internos. Es por ello que los superiores deben estar atentos para detectar las señales de sus empleados y sobre todo implementar acciones para mantenerlos siempre motivados con sus actividades diarias.

A continuación te presentaremos algunas ideas para que tu equipo de trabajo encuentre la motivación que van desde bonos hasta capacitaciones empresariales.

Bonificaciones económicas: esta recompensa es una de las más eficaces por el valor que tiene, puedes implementar bonos con base en los puntos débiles que hayas detectado, por ejemplo, si te has dado cuenta que tu equipo suele llegar siempre tarde entonces implementa un bono de puntualidad que los estimule a llegar antes a la oficina, puedes ser tan creativo como puedas, sólo asegúrate de cumplir siempre lo que prometes y de dejar en claro las reglas para conseguirlo, de lo contrario en lugar de ser una acción que los motive podría terminar siendo algo que los desmotive y enoje más.

Colaboración en equipo: cuando los colaboradores trabajan en equipo y todos suman desde sus puestos al crecimiento de la empresa, sin duda, éste será más rápido, por eso puedes motivarlos para que trabajen todos juntos a través del cumplimiento de metas donde al lograrlas todos tengan una recompensa. Es importante que no vayas a cruzar la línea y la actividad se convierta en una competencia interna, porque puede crear conflictos en lugar de soluciones.

Herramientas de trabajo: si esperas que tu equipo tenga un buen desarrollo deberás empezar por darles un buen material para que desarrollen sus actividades, computadoras de calidad, papelería y todo lo que necesiten. Esto incluye también capacitaciones, puedes organizar dinámicas de equipos y teambuilding para salir de la rutina y darles herramientas de crecimiento personal y fomentar el trabajo de grupo.

Reconocimiento individual: uno de las mejores formas de motivar a alguien sin invertir ni un solo peso, es reconocer el trabajo que han realizado, y es que a todos nos gusta que nos digan cosas halagadoras. Además sabrán que su esfuerzo es valorado y los animará a seguir por ese camino.

Respeto: aunque podría parecer un consejo muy obvio,  lo cierto es que hay muchos empleados que no sienten el respeto que merecen porque son constantemente denigrados por sus superiores. Si de verdad deseas motivarlos entonces asegúrate de darte un tiempo para tener pláticas con ellos y ver que se sientan cómodos con su trabajo, hazles saber que tu oficina siempre está abierta para ellos.

Autonomía: es importante que aprendas a diferenciar entre supervisar el trabajo y asfixiar a tu equipo. Si quieres asegurarte de que cumplan con sus actividades organiza juntas semanales de planeación, diles qué esperas de ellos y déjalos hacer su trabajo, si constantemente estás pidiendo reportes de todo lo que hacen, además de ser un tiempo mal invertido provocarás que se sientan hostigados.

Tiempo: uno de los factores que más frustración causan es que el tiempo no sea valorado, por lo que debes respetar el tiempo de tus empleados como si fuera el tuyo, si agendas una junta llega a la hora acordada, no cambies constantemente los tiempos pautados y procura no pedir a tus colaboradores que se queden tiempo extra para actividades que pueden esperar al día siguiente.

Oportunidades de crecimiento: otra gran manera de lograr una motivación permanente es ofrecerles la oportunidad de crecer dentro de la empresa, que conozcan y aprendan de otras áreas para que se puedan involucrar en todo el negocio, eso les dará una visión más completa y se convertirán en elementos de gran valor.

Flexibilidad: antes que todo recuerda que tus colaboradores son personas que también tienen vida personal, necesidades y pasiones, por eso es importante te muestres abierto a ofrecer horarios flexibles que puedan utilizar cuando tengan alguna necesidad e incluso crear actividades que los alejen un momento del trabajo, además de darles un respiro fomentará la convivencia entre el equipo.


Artículos relacionados


Publicado por el 14 jul, 2017 | Publicar un comentario



Publicar un comentario

Debes estar identificado para publicar un comentario.

Compartir en las Redes Sociales