El desconocido fondo marino



Al contrario de lo que muchos podrían creer conocemos mejor la superficie lunar queel fondo de nuestros océanos, algo que podríamos calificar al menos como dato curioso.

Y es que en principio se podría pensar que saber más de una roca que esta aproximadamente a 384 mil kilómetros que de nuestra los fondos oceánicos de nuestra propia casa, no parece muy lógico, pero así es y así lo explicaron los expertos en geofísica marina y oceanografía de todo el mundo, el pasado 8 de junio con motivo del Día Mundial de los Océanos. La elección de esta fecha no es casual, ya que el objetivo de este día es recordar al mundo el papel fundamental de los océanos en las vidas de los seres humanos y en superviviencia de planeta. Expertos de todo el mundo han mostrado su indignación por la falta de financiación para realizar estudios que analicen y consigan hacer un “dibujo” preciso de nuestro fondos oceánicos.

La falta de financiación que indigna a los expertos se basa en que las misiones espaciales salen mucho más caras que las que se necesitan para cartografiar los fondos marinos, basándose en un estudio que analizaba y afirmaba la posibilidad de cartografiar la totalidad de las agua hasta una profundidad de 500 metros con una sola nave oceanográfica en 200 años. Por lo que en solo 5 años podrían realizarse estos trabajos si se usaran 40 naves y el coste de ello según Walter Smith, geofísico de la Agencia norteamericana oceánica y atmosférica (NOAA) seria de aproximadamente 2.500 millones de dolares y asegura que no es nada en comparación con las inversiones prevista a corto plazo por la NASA.

Los expertos en batimetría como el equipo de Navios de Aviso S.L , señalan también la importancia de conocer el fondo marino a la hora de predecir las corrientes marinas o estudiar los orígenes de las olas que pudiesen presentar algún riesgo como los tsunamis, ademas de facilitarnos una información valiosa sobre los recursos naturales que pudiera haber en estas profundidades, ya se ha con fines lucrativos mediante su explotación o bien con fines ecologistas fomentando la preservación de los recursos y el medio marino.

Los océanos terrestres son uno de los principales pilares de la vida en la tierra. Generan la mayor parte del oxígeno que respiramos y absorbe buena parte del CO2 , gracias al fitoplacton , ofrece una ingente cantidad de alimentos, fundamentales para muchas poblaciones sobre todo en países en vías de desarrollo. Es fundamental para la biodiversidad terrestre, albergando millones de especies conocidas y por descubrir. Es también muy importante para aquellos países que como España, viven del turismo de sol y playa y necesitan de océanos y mares saludables. Es también columna vertebral del comercio internacional y alberga en sus fondos oceánicos gran cantidad de recursos naturales. Es por eso que es fundamental preservar los oceános saludables, es por eso que el mejor conocimiento de las profundidades oceánicas pueden ayudar a concienciar sobre la necesidad de conservación del océano y su cientos de habitat , y es por eso que el desconocimiento del mismo mientras la actividad humana lo va destruyendo, provoca esa clamorosa indignación entre los expertos.

Si tenemos en cuenta que la profundidad media oceánica se encuentra estimada en aproximadamente unos 3.900 metros de profundidad , que actualmente la humanidad, solo es conocedora del 10% del fondo oceánico que se encuentra a una profundidad de menos de 200 metros, y que ademas las dos terceras partes de la tierra se encuentran sumergidas, es normal que los expertos recalquen la importancia de conocer un poco mejor el fondo de nuestros océanos. Es normal que de alguna manera se indignen por la falta de recursos destinado a la investigación. Estos reproches van dirigidos a las distintas instituciones públicas por no ser capaces de ver los beneficios económicos y ambientales que se podrían obtener a largo plazo.

Un mejor conocimiento de fondo marino nos podrían proporcionar unas herramientas muy valiosas para todo tipo de explotaciones, como podrían ser la extracción de petroleo, gas natural o para montar sistemas de generación de electricidad mediante el aprovechamiento de la fuerza mareomotriz, que es la fuerza que generan las corrientes de los mares, con el uso de un alternado que es movido por esta energía, de manera similar a como funciona la energía eólica en la superficie.

En definitiva conocer nuestros fondos oceánicos es un reto, no solo por la dificultad técnica que entraña si no por la dificultar de conseguir fondos destinados a tal fin. Pero es algo que en la era de mayores cambios y revoluciones tecnológicas y científicas, los expertos científicos califican de lamentable, y es que choca bastante que se avance tanto en unos sectores mientras otros quedan rezagados en cuanto a avances y descubrimientos, Sobre todo cuando la carencia es por falta de recursos y no de medios técnicos o humanos para llevarla a cabo.

 

 


Artículos relacionados


Publicado por el 09 abr, 2018 | Publicar un comentario



Publicar un comentario

Debes estar identificado para publicar un comentario.

Destacados

Compartir en las Redes Sociales