La importancia de las campañas para el consumo del ácido fólico



En Chile, luego de mucho trabajo, se consiguió que los molineros agregaran ácido fólico a la harina, como una forma de asegurar la ingesta de modo más masivo. Dos panes diarios, se señala, bastarían para garantizar en el organismo la cantidad suficiente de ácido fólico protector.

Pero quizás eso no es suficiente, porque existen personas con escasa absorción del ácido. Debido a esto, la asociación de padres de niños con espina bífida solicita al Gobierno que incorpore el ácido fólico en los programas de atención a mujeres en edad fértil.

Todas las mujeres capaces de concebir corren el riesgo de tener un niño con espina bífida. El 95 por ciento de los defectos del tubo neural se presenta en mujeres sin historia familiar de embarazos que afectaron el tubo neural. En nuestro país nace en promedio un niño al día con problemas en su tubo. Trescientos sesenta y cinco al año. La cifra supera los casos con síndrome de Down.

El ácido fólico es una vitamina del complejo B, soluble en agua, esencial para el funcionamiento del cuerpo. Durante períodos de crecimiento rápido, tales como el desarrollo del feto durante el embarazo, el cuerpo requiere esta vitamina en mayor cantidad. Hay cuatro maneras de recibir ácido fólico en cantidades suficientes a través de la dieta:

  • En cereales enriquecidos, tales como pan, arroz, pastas, sémola.
  • En suplementos vitamínicos. Hay que preferir los que contienen 0,4 mg ( 400 mcg) de ácido fólico. También se puede comprar ácido fólico puro a muy bajo costo. Son conocidos Folacid, de ITF Farma Chile, y Folisanin, del Instituto Sanitas. En Estados Unidos, el Departamento de Salud recomienda que las mujeres que estén en riesgo de quedar embarazadas o que estén planificando su embarazo consuman el ácido un mes antes de concebir y durante los tres primeros meses de gestación.
  • En cereales de desayuno. En Chile, si bien los cereales disponibles en el mercado contienen algún ácido fólico, las cantidades en general son insuficientes.
  • En algunos alimentos, el ácido fólico se encuentra en forma natural y se llama folato. Lo contienen: brócoli, espinaca, espárragos, algunas nueces, semillas, porotos y germen de trigo. También la yema de huevo, levaduras, algunas frutas y los jugos de éstas. Sin embargo, la típica dieta chilena sólo posee la mitad del nivel de ácido fólico recomendado.

Artículos relacionados


Publicado por el 02 jul, 2012 | Publicar un comentario



Publicar un comentario

Debes estar identificado para publicar un comentario.

Destacados

Compartir en las Redes Sociales