Los pasos para abrir tu franquicia Tomillo



Montar una franquicia de Tomillo, es un proyecto que requiere realizar varios pasos de manera profesional en los que la enseña, acompaña al franquiciado en todo el recorrido.

Tomillo, desde el primer contacto, hace todo lo posible para garantizar el éxito comercial de sus franquiciados y partiendo de que es el tipo de franquicia de restauración que mejor se adapta a las necesidades de cada emprendedor, capacita al franquiciado para que comprenda y domine el concepto de negocio de Tomillo.

El primer paso, comienza con el contacto con el departamento de expansión de la franquicia que facilita toda la información sobre el concepto de negocio, la metodología y la esencia de Tomillo.

Una vez estudiada toda la información, el futuro franquiciado puede visitar el local principal de la enseña, para observar los procesos y la escenografía del funcionamiento del día a día del concepto innovador de Tomillo.

Una vez firmado un contrato (DIP), el departamento de expansión ayuda al franquiciado a buscar la ubicación y condiciones idóneas para el local del negocio, que es una de las piezas clave para cualquier franquicia. La búsqueda del local, no solo consiste en encontrar la mejor ubicación, sino que también requiere de la negociación de un buen precio que ayude a rentabilizar el negocio.

Formalizado y reservado el local idóneo, Tomillo prepara junto al franquiciado, un plan de negocio en el que estén contemplados los conceptos básicos de la franquicia y la financiación de la misma. Tomillo ayuda al franquiciado en cuanto a preparación para la entrevista con los bancos, estudio y validación de locales, negociación de locales, obra en local y maquetación, entre otros.

El siguiente paso tras la implementación del presupuesto final, es la firma de la franquicia.

A partir del momento de formalización del acuerdo de franquicia, Tomillo provee al franquiciado de manuales operativos para poner en marcha el negocio. Empieza el periodo de adaptación del local y de capacitación del franquiciado.

Los franquiciados, se benefician de una formación integral adaptada a su perfil. Tanto a nivel teórico como práctico, la capacitación del franquiciado se realiza en la cocina central y restaurante central de Tomillo, de tal forma que permite a los franquiciados comprender y dominar el concepto TOMILLO en su totalidad.

El siguiente paso, es la búsqueda de proveedores locales, el reclutamiento y formación del personal y la preparación de la apertura del nuevo Tomillo.

 

Los pasos para abrir tu franquicia Tomillo

Acompañando al franquiciado a lo largo de la asociación, Tomillo realiza visitas, auditorías, aporta consejos, soporte, informes y la capacitación necesaria para asegurar los puntos fuertes de la marca que llevarán al franquiciador al éxito de su franquicia Tomillo.

Tomillo, desde su departamento de marketing, trabaja todos los días para comunicar los valores esenciales de la marca, el plan de promoción para clientes, el sitio web, las redes sociales, y pone a disposición del franquiciado, las herramientas necesarias para que consoliden la rentabilidad y éxito del negocio.

Una vez estudiada toda la información, el futuro franquiciado puede visitar el local principal de la enseña, para observar los procesos y la escenografía del funcionamiento del día a día del concepto innovador de Tomillo.

Una vez firmado un contrato (DIP), el departamento de expansión ayuda al franquiciado a buscar la ubicación y condiciones idóneas para el local del negocio, que es una de las piezas clave para cualquier franquicia. La búsqueda del local, no solo consiste en encontrar la mejor ubicación, sino que también requiere de la negociación de un buen precio que ayude a rentabilizar el negocio.

Formalizado y reservado el local idóneo, Tomillo prepara junto al franquiciado, un plan de negocio en el que estén contemplados los conceptos básicos de la franquicia y la financiación de la misma. Tomillo ayuda al franquiciado en cuanto a preparación para la entrevista con los bancos, estudio y validación de locales, negociación de locales, obra en local y maquetación, entre otros.

El siguiente paso tras la implementación del presupuesto final, es la firma de la franquicia.

A partir del momento de formalización del acuerdo de franquicia, Tomillo provee al franquiciado de manuales operativos para poner en marcha el negocio. Empieza el periodo de adaptación del local y de capacitación del franquiciado.

Los franquiciados, se benefician de una formación integral adaptada a su perfil. Tanto a nivel teórico como práctico, la capacitación del franquiciado se realiza en la cocina central y restaurante central de Tomillo, de tal forma que permite a los franquiciados comprender y dominar el concepto TOMILLO en su totalidad.

El siguiente paso, es la búsqueda de proveedores locales, el reclutamiento y formación del personal y la preparación de la apertura del nuevo Tomillo.

 

Montar una franquicia de Tomillo, es un proyecto que requiere realizar varios pasos de manera profesional en los que la enseña, acompaña al franquiciado en todo el recorrido.

 

 


Artículos relacionados


Publicado por el 07 Feb, 2019 | Publicar un comentario



Publicar un comentario

Debes estar identificado para publicar un comentario.

Destacados

Compartir en las Redes Sociales